Almohada cervical ualf

¿Cuanto te quieres gastar?

Almohada cervical Ualf

Almohada cervical Ualf

Ver precio Más info
Bamibi® Almohada Cervical Ortopédica Terapéutica Viscoel

Bamibi® Almohada Cervical Ortopédica Terapéutica Viscoel

Ver precio Más info
MARNUR Almohada Cervical con Certificación RoHS Espuma + Fu

MARNUR Almohada Cervical con Certificación RoHS Espuma + Fu

Ver precio Más info
BedStory Almohada Cervical 60x40cm Almohada Viscoelastica Ge

BedStory Almohada Cervical 60x40cm Almohada Viscoelastica Ge

Ver precio Más info
UTTU Almohada, Almohada con Altura Ajustable, Almohada de Di

UTTU Almohada, Almohada con Altura Ajustable, Almohada de Di

Ver precio Más info
Almohada Cervical Viscoelástica de Gel con Espuma de Memori

Almohada Cervical Viscoelástica de Gel con Espuma de Memori

Ver precio Más info
UMI. by Amazon Almohada Viscoelástica - Almohada Cervical A

UMI. by Amazon Almohada Viscoelástica - Almohada Cervical A

Ver precio Más info
Marcapiuma - Pack de 2 Almohadas Viscoelásticas Memory Foam

Marcapiuma - Pack de 2 Almohadas Viscoelásticas Memory Foam

Ver precio Más info

Si bien lo sugerido es reposar de lado o en posición fetal, cada persona tiene sus posiciones en el momento de reposar.

Has estado dando vueltas en cama y ahora lo tienes mucho más que decidido: es preciso cambiar de almohada.

En el momento en que la carencia de reposo no es puntual y se prolonga en el tiempo puede acarrear importantes problemas relacionados con la salud.

En el momento de elegir la almohada debemos tomar en consideración cuáles son nuestras necesidades de ergonómicas.

Si afortunadamente gozas de buena salud, te encantará probar las bondades de la almohada cervical.

La adaptabilidad, o acogida anatómica, se refiere a la sensación de recogimiento que se puede llegar a presenciar con la espuma de memoria o el látex.

Una almohada bastante dura puede ocasionar posiciones forzadas del cuello al dormir provocando molestias, más que nada en la región cervical.

Su forma ergonómica te asiste para evitar ángulos que generen dolor en el cuello y asisten a una posición perfecta para descansar de forma correcta.

El material y la forma de la almohada deben corresponderse adecuadamente con nuestros hábitos de sueño.

La almohada ideal para la gente que duermen boca abajo tiene que ser blanda y maleable.

Son más resistentes y, por tanto, asimismo acaban por ser más rentables.

Por el momento no hay almohadas cervicales dobles, puesto que resultarían poquísimo prácticas.